Inicio / Sacramentos

Sacramentos

(signos sagrados, obligación solemne sagrada).

Son signos sensibles, instituidos por Jesucristo, por los que se comunica al alma la gracia invisible y la santificación. Senalan las verdades principales del cristianismo, y nos dan la participación en los beneficios redentores de la muerte y resurrección de Cristo. El numero: Son 7: Bautismo, Confirmación, Confesión, Eucaristía, Orden: (sacerdocio), Matrimonio y Extremaunción. Ver cada uno en particular, «Bautismo», etc.

Dos son de muertos: Porque se reciben en pecado: El Bautismo y la Confesión.

Cinco son de vivos: Porque se deben recibir en gracia de Dios: Confirmación, Eucaristía, Sacerdocio, Matrimonio y Extremaunción: (o unción del enfermo).

Imprimen carácter el Bautismo, Confirmación y Sacerdocio, porque son para siempre, indelebles: Su efecto permanece hasta la muerte: (o eternidad), aunque la persona peque o pierda la fe, ¡son imborrables! Sacramentales: Son signos externos que transmiten la gracia o algún efecto divino espiritual. Se diferencian de los Sacramentos en que no producen su efecto en virtud del rito; su efecto depende, no en el rito mismo, como ocurre en los Sacramentos, sino en la disposición y oración del individuo: Así, la imposición de manos para sanación, la señal de la cruz, el agua bendita, la bendición del papá o mamá o sacerdote, etc.